Solo para superhéroes

A muchos nos ha costado una barbaridad encontrar algo muy parecido a lo que la gente llama estabilidad. Esa parte de conciliación de la vida personal y profesional y que al final de la semana nos parezca que todo ha salido bien, que lo hemos conseguido, que todo sigue en orden.

 En el trabajo no dejamos de ser unos superhéroes (y superheroínas) que hemos conseguido salvar el mundo de nuevo y en casa, todo sigue teniendo la posición adecuada. Esa con la que estamos cómodos.

 Y entonces, ¿cuándo nos divertimos? ¿cuándo tenemos tiempo para darle un punto de misterio y emoción a las cosas?

Conozco gente que ha encontrado ese punto imponiendo, por ley, salir un día a la semana a cenar con amigos, sin familia ni gente que tenga que ver con el trabajo. Sólo amigos.

 Otra gente, la que me parece más interesante, ha optado por tener una amante, una amiga que no quiere complicaciones y que nunca te las dará. Alguien que pone sobre la mesa la propuesta de estar ahí para darte buenos momentos y para recibir lo mismo. Sin desestabilizar. Sin explicaciones. Cuidándote y dejando ser cuidada por ti. Alguien que apoya tus momentos de desconexión. Un secreto que nadie tiene por qué conocer. Un plus de diversión que ayuda a mantener la estabilidad en el día a día del superhéroe. Un pacto entre dos partes que quieren exprimir la fantasía sin que nada cambie en la vida real.

 Así es como lo veo yo. ¿Y tú?

 Si tienes el mismo enfoque y quieres que tengamos una cita. Escríbeme a citaconmarta@gmail.com y te responderé enseguida para que podamos concretar.

Feliz semana, superhéroe 😉

antifaz